En el seccional de Anáhuac se reportó una menor de edad inconsciente debido a la ingesta de medicamento controlado, con la finalidad de terminar con su vida.

Policía seccional tuvo a la vista a una joven de 17 años de edad, de iniciales J.M.M.G., quien cerca de dos horas antes del llamado a la comandancia, habría ingerido medicamento controlado en exceso, provocando una intoxicación.

Estaba inconsciente y respondía lo mínimo a los estímulos, por lo que el agente de policía tomó la decisión de trasladarla de urgencia a un hospital en Anáhuac en donde fue estabilizada y posteriormente, la Cruz Roja Mexicana la llevó a una clínica en Cuauhtémoc para recibir atención especializada.

Fue acompañada por su madre quien se hizo cargo de la situación.